Inflación, Coberturas y Monedas Digitales

Este año y los siguientes seguirán siendo inciertos por los dos años de la economía mundial casi detenida, la nueva guerra  y sus impredecibles efectos.  Cuando hablamos de inflación, la gran diferencia ahora es que este fenómeno está ocurriendo a escala mundial y en forma simultánea.  Las anteriores conocidas eran casi siempre casos aislados en el tiempo y por países.  La regla ha sido siempre que aquellos países que gastaban más de lo que producían terminaban con inflación, ya sea por financiar guerras, campañas políticas o subsidios. Y en general por mantener un estado más grande de lo necesario.  En esta ocasión, post covid y con la actual guerra, todos los países del mundo están gastando más de lo que producen por la sencilla razón que sus niveles de producción bajaron por el impacto de las cuarentenas y de impresión masiva de billetes físicos o electrónicos para proteger determinados sectores, mercados de capitales o países.

Hoy día no se sabe con certeza cual será la moneda menos devaluada porque esto dependerá que cual país equilibra primero sus finanzas. Lo que si sabemos, es que aquel país que logre desacelerar menos su economía y no imprima tantos billetes físicos/digitales, será el menos afectado por la inflación. Existen dos escritores muy buenos:  H.Browne y J. Rickards, quienes siempre se han referido a estos fenómenos y de como ayudar a proteger patrimonios -lo que tengan un patrimonio para proteger- por lo que aquí adaptamos un poco lo dicho por estos autores adaptándolo  un poco a Paraguay para cuidar de alguna forma la pérdida de valor de los ahorros.    Decíamos a inicios de año, que el peor de los mundos estaba a la vuelta de la esquina, ahora ya llego:  Esto es la combinación entre Economía en Recesión + Economía con Inflación, también conocido como Estanflación.  Este fenómeno es uno de los más “temidos” o difíciles de manejar por los Bancos Centrales y Gobiernos del mundo, porque la principal herramienta utilizada ha sido siempre la tasa de interés, y esta se usaba al alza para tratar de bajar la inflación, pero en contrapartida, al hacer esto se desaceleraba la economía que ya está en problemas, y el otro camino era bajar la tasa de interés para incentivar la economía, pero esto dispara la inflación y tampoco sirve para incentivar la economía debido a la incertidumbre.  En teoría, unas bajas tasas de interés deberían incentivar a invertir dado el precio bajo del dinero, pero ante la incertidumbre que continúa, esto no está ocurriendo porque de verdad no hay tasa tan baja que compense a un empresario el riesgo que no haya ventas futuras para repagar los préstamos.   La incertidumbre sanitaria, energética, alimenticia o política, nos puede llevar a tener más empresas y entidades financieras en dificultades. Los Bancos Centrales del Mundo están haciendo y seguirán haciendo todo lo posible por descartar este escenario dando flexibilidades a los Bancos y Financieras.

Para protección ante la inflación debemos buscar refugio en activos que históricamente han sido menos afectados por este fenómeno, tales como los bienes raíces, preferiblemente tierras productivas bien ubicadas y en zonas con bajo riesgo de invasión o del EPP, igualmente, departamentos en edificios no muy grandes y casas en buen estado y obtenidas a precio de descuento,  así como también metales preciosos como el oro y la plata. Estos metales fueron acuñados desde tiempos pre cristianos y hasta hoy siguen manteniendo su valor. Los lectores de esta nota con menor nivel patrimonial también pueden ya empezar a protegerse -si les queda un margen para ahorrar- comprando terrenos/lotes bien ubicados, o gramos de oro a buen precio, cuyo valor históricamente solamente se ha mantenido o subido.  La cuota de un lote de terreno de hoy, no será nada dentro de 5 años y 10 años. Recordemos, como dice un amigo que “la tierra tiene la peculiaridad que no se puede fabricar ni imprimir”, salvo casos aislados de refulados complejos en zonas costeras.  Recordemos que la tierra no es un papel que promete un pago futuros, o un papel moneda que dependa de la buena política monetaria y fiscal del Gobierno.  Recordemos siempre que las inversiones en papeles -aunque fuesen garantizados o de calificación AAA-  siempre son y serán una promesa de pago a futuro de alguien o una entidad en quien ponemos nuestra confianza y que esperamos que sigan existiendo al momento del vencimiento.  Mientras tanto, los “Bienes Raices” o “Real Estate”, ya lo tenemos ahí, es 100% palpable. Naturalmente hay riesgos referidos a incendios, inundaciones, invasiones y similares, por lo que es fundamental asesorarse por expertos honestos, íntegros y de total confianza. También, existen Fondos de Inversión en Bienes Raíces, en donde el Fondo hace la compra física grande y luego divide la inversión en “cuotas-partes”, los cuales pueden ser adquiridos por inversores más pequeños, participando ya así ellos también de este beneficio de cobertura contra la inflación y de la pérdida de valor de los ahorros y las monedas mundiales. Nuevamente hay que saber elegir bien, leer bien la composición de estos fondos y la reputación de los administradores y gestores. Existen muchos fondos a nivel internacional, localmente aun pocos.  Así, ante un fenómeno masivo de impresión de billetes físicos o digitales por encima del nivel de producción de un país, tendremos por defecto tierras que tenderán a ajustar su precio hacia arriba, siendo así una cobertura a la inflación.

Recordemos siempre que las monedas son sencillamente papeles o registros electrónicos cuyo valor futuro depende del buen manejo del Banco Central de cada país. Son ellos quienes tienen por ley la obligación de preservar su valor, pero no están pudiendo lograrlo porque están entre la espada económica y la pared política; terminan imprimiendo para que los Gobiernos sigan funcionando y no caigan, rescatando a sectores en dificultades y evitando caídas de altísimo costo político.  Esto es así en Paraguay y todos los países  del mundo.  Si me preguntan sobre Criptomonedas, en mi opinión, son instrumentos que aún siguen vulnerables a eventuales problemas de energía, de internet y de bloqueos regulatorios de los Bancos Centrales que aun dominan las economías mundiales. Los otros activos descriptos al inicio, son de carácter físico, plantados, clavados, palpables y existentes de verdad, versus criptomonedas muy dependiente de energía, billeteras en internet y bloqueos regulatorios, recordemos que el Fondo Monetario Internacional, se halla trabajando en la implementación de las Monedas Digitales de Banco Central (CBDC por sus siglas en ingles) como respuesta a esta opción independiente. Uno puede adquirir criptomonedas en menor escala, pero definitivamente asumiendo estos riesgos. 

En términos de monedas digitales, en un comunicado del FMI (Fondo Monetario Internacional) del 15 de Octubre del 2021, titulado “Momento para un Nuevo Bretton Woods”, la Directora del FMI  K.Georgieva, dio a entender que la actual situación de emisión de moneda a nivel mundial, como consecuencia de incentivos fiscales y monetarios para mitigar el impacto de la pandemia, implicaría la necesidad de realizar cambios fundamentales, abriendo camino de debate para que Dólar no sea necesariamente la única moneda de reserva mundial o inclusive desafiada a ser cambiada por otra nueva de consenso y quizás digital.  Comunicado completo aquí: https://www.imf.org/es/News/Articles/2020/10/15/sp101520-a-new-bretton-woods-moment . Precediendo a esta declaración del FMI, algunos países como China y Rusia ya habían iniciado conversaciones para realizar intercambios comerciales entre ellos sin necesidad de utilizar el Dólar. Leer: https://www.brecorder.com/2020/03/17/580793/pakistan-china-and-russia-decide-to-conduct-trade-in-local-currencies-skip-dollars/. También, el poderío militar y económico adquirido en forma individual por China y Rusia ha llevado, de inicio, al Gobierno Chino a buscar independizarse del dólar iniciando pruebas con un Yuan Digital.   Leer: https://chinapower.csis.org/china-digital-currency/ o “El Banco Central de China inicia Prueba Piloto con Moneda Digital”:  https://www.wsj.com/articles/china-rolls-out-pilot-test-of-digital-currency-11587385339

Tengamos en mente que la mayor fortaleza del dólar nació luego de la 2da Guerra Mundial, con un Acuerdo firmado en Bretton Woods, EEUU, reunión en la participaron la mayoría de los países del mundo. Ya entonces tenían el concepto de crear una moneda única mundial, sin embargo, la diplomacia norteamericana respaldada por su fortaleza militar indisputada de entonces, llevo a concluir que se utilizaría al oro como la referencia mundial pero su precio cotizado en Dólares, y luego todas las demás monedas referidas al Dólar.  Recordemos que luego de la Guerra Mundial se tenía una situación similar a la que tenemos ahora en términos de economías destruidas, endeudamiento y excesiva emisión monetaria a nivel global.  Por ello hablan ahora de la necesidad de un “Nuevo Bretton Woods”.  Recordar también que el patrón oro fue descartado por EEUU en los años 70 y hoy día las monedas mundiales se emiten en teoría en base a sus respectivas reservas, sin la estricta relación al oro. Esto ha llevado a que los países crezcan en emisión monetaria y en endeudamientos con exceso de moneda versus la real necesidad de la economía. Asi, la pandemia y ahora la guerra están teniendo un efecto devastador en los empleos y las economías igual que una Guerra Mundial total por la gran interacción en el comercio mundial.   Ya se está hablando públicamente de la necesidad de crear una “Moneda Digital de Banca Central” o  también “CBDC” (Central Bank Digital Currency, por sus siglas en Ingles).  Enlace al sitio del FMI: https://www.imf.org/en/Publications/WP/Issues/2020/06/26/A-Survey-of-Research-on-Retail-Central-Bank-Digital-Currency-49517 

El camino a recorrer para implementar una moneda digital mundial deberá pasar por los clásicos 3 filtros que hacen a una moneda fuerte: 1) Debe ser Reserva de Valor (debe hacer certeza que no fluctuara mucho ni que valdrá menos en el futuro, 2) Debe ser unidad de cuenta para realizar transacciones (con esto ya hay experiencias positivas).  c) Debe ser aceptada por todos  (aquí el rol del FMI, del Banco Mundial, y de los Bancos Centrales Mundiales será fundamental. Es difícil imaginarse lo complejo que será explicarle a alguien que sus Dólares serán cambiados o serán ahora equivalentes a una nueva moneda digital denominado “xyz”.  Hay un camino por recorrer, pero vemos que el FMI ya empezó y nuestro propio Banco Central del Paraguay ya ha organizado seminarios y grupos de trabajo al respecto.   Hoy día existen varias “monedas” digitales que ya están operando, la pregunta actual es  ¿Cual será finalmente la que prevalecerá. ¿Una de las actuales o una nueva única oficial de digital de Banco Central a ser lanzada?   El US$ ya venía debilitado desde el 2008, pero la reciente pandemia y ahora la excusa de guerra esta haciendo necesaria una inmensa cantidad de emisión monetaria, debilitando al Dólar hasta el punto de estar siendo desafiado como moneda de referencia mundial desde la mismísima sede del FMI en Washington.  Tiempos interesantes.  Muy buen resto de jornada a todos.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s